Los orígenes de la escritura (I) El sello cilíndrico.

Los sellos cilíndricos aparecieron en Mesopotamia (Período Uruk, 4100-3300 a.C.). Eran pequeños cilindros, de piedra, cristal u otros materiales, muchas veces piedras semipreciosas, con un relieve tallado, que al hacerlos rodar sobre una tablilla de arcilla dejaban grabando los motivos, bien como registro del contenido de algunos recipientes o como sello en documentos. Solían tener Seguir leyendo