Tablilla del Grial

La tablilla del Grial fue descubierta en las montañas al norte de Ankara, según nos cuentan en La Última Cruzada. Es una de las dos pistas que dejaron los caballeros de la Primera Cruzada que custodiaban el Santo Grial y que señalaban el paradero de éste. El texto grabado en latín sobre piedra caliza describe el camino a seguir para encontrarlo, pero desgraciadamente está rota, y sin la parte superior no tenemos un lugar de partida.

Creo que es el objeto de películas de Indy al que más cariño le tengo, supongo que porque me llevó muchas horas (y eso que del primero me deshice y luego lo repetí).

Como no la iba a hacer de piedra y mucho menos tallarla de verdad, me decidí por una plancha de polietileno expandido de alta densidad, que es fácil de manipular y tiene un grosor adecuado para este trabajo.
Aunque había visto a alguien que la había hecho así, la manera que habían tenido de grabar las letras con una fresadora (a mano, no CNC) no me gustaba, prefiero hacerlo “escribiendo” con disolvente. Así que manos a la obra.
Me hice con una plantilla del texto completo de la tabla que amablemente me proporcionó mi buen amigo Pedro (Barnett_College en lo que a cuestiones de Indy se refiere) y repasé las letras a boli para que quedasen marcadas en el material.
Proceso tablilla del grial

Hasta ahí sólo es cuestión de paciencia. Lo siguiente ya requiere un poco más de cuidado, y es que como digo, probé con distintos tipos de fresas que me trajo Miguel, pero ninguna me convencía y opté por el disolvente, que aunque es una técnica sencilla (y muy divertida) puede resultar un poco incontrolable hasta que le coges el truco al pincel. (Aunque primero probé mojando la punta de un rotulador y con una pluma, pero no, mejor con pincel)
Proceso tablilla del grial 2

En cuanto a la forma de la tabla nos ayudamos de capturas de pantalla y también de un libro que a todo buen aficionado a esta saga conocerá “From Star Wars to Indiana Jones” y que yo llamo “la biblia” por la cantidad de veces que la tomo como referencia para este tipo de trabajos.
Con una lima gorda se le da la forma básica y con una lija fina se le da la terminación.

Este fue el resultado después de pintarla:

Pasado un tiempo hice otra, de la que saqué un molde, con él he hecho una copia en escayola y otra en resina (cargada con microesférulas, para aliviar el peso)

En realidad estas no son las tablas que usamos para hacer el calco…Esa es otra historia que ya contaremos otro día.

Ya puedes adquirirla en nuestra tienda.

Comentarios

  1. Lola dice:

    Que paciencia y que arte. Olé